19 enero, 2021

Isabel la que creyó lo imposible

Uno los personajes en donde Dios se manifiesta poderosamente, es en la Virgen María, modelo de virtud, esclava del Señor, que responde con toda su voluntad al plan del altísimo, convirtiéndose en precursora de personas humildes y sencillas que reciben de Dios lo que parece imposible, es así como lo muestra por alguna razón el evangelista Lucas, cuando narra la preocupación social y caridad por parte de María a su prima anciana, embarazada a pesar de su condición: “Mira, también Isabel, tu pariente, ha concebido un hijo en su vejez, y este es ya el sexto mes de aquella que llamaban estéril, porque ninguna cosa es imposible para Dios.” (Lucas 1, 36-37).

Leer más

EL PESCADOR DE LA BARCA DE JESÚS.

Jesús, al caminar por un lago fijó su mirada sobre unos pescadores, donde se encontraba el apóstol Pedro, quien tenía sus redes en las manos. Cuando Pedro escuchó la voz del Señor, fue atento a su llamada, pues este Hombre sin legiones ni navíos le dice que no va a ser pescador de peces, sino de hombres, ellos, dice el evangelio, le siguieron. ¿Qué tenían esas palabras tan impactantes que abren nuevos horizontes, y los involucra a una experiencia distinta que rompe paradigmas?. Es curioso, pero solo los que han tenido esta vivencia con el Hijo de Dios lo pueden entender: “Caminando por la ribera del mar de Galilea vio a dos hermanos, Simón, llamado Pedro, y su hermano Andrés, echando la red en el mar, pues eran pescadores, y les dice: «Venid conmigo, y os haré pescadores de hombres. Y ellos al instante, dejando las redes, le siguieron.” (Mateo 4, 18-20).

Leer más